Entre frikis y rarezas circenses

Publicado por
‘Freaks’ (1932): el director Tod Browing con algunos de los actores de la película

Los freak shows fueron espectáculos de circo muy exitosos en el siglo XIX y en ellos se exhibían como estrellas principales de la función a personas consideradas «fenómenos» o «monstruos». El término friki (freak, en inglés) comenzó a utilizarse tras la exhibición en 1932 de la película del mismo nombre dirigida por Tod Browing, para referirnos a una persona que tiene alguna malformación física y era exhibida en los circos. El film resultó un rotundo fracaso y a pesar de que su intención era acercar la vida de estas personas, el público lo consideró repugnante y fue recibido con abucheos e incluso desmayos.

Hace más de 3000 años, en la cultura mesopotámica, ya se podían ver espectáculos de acrobacia. Aunque el término «circo» lo inventaron los griegos, en la antigua Roma se referían así a las carreras de carros y caballos, así como las batallas entre gladiadores, y los primeros freak shows aparecen en las plazas públicas de la Inglaterra del siglo XVII a modo de espectáculo itinerante mostrando al público animales entrenados e individuos con alteraciones genéticas, rarezas étnicas y capacidades físicas o habilidades extraordinarias.

El circo moderno nació en Londres en 1768 con Philip Astley cuando puso un techo donde realizaba espectáculos ecuestres y mezclaba acrobacias, música y pantomimas con payasos. A partir del siglo XIX sobresalieron empresarios circenses de gran éxito como Phineas Taylor Barnum y Tom Norman quienes expusieron en sus espectáculos a «individuos monstruosos». Descubramos algunas de estas estrellas circenses.

Lucía Zárate

Lucía Zárate junto a su madre. Imagen tomada de la novela novela El cuerpo eléctrico, de Jordi Soler

Nació en Veracruz en 1864, midiendo tan solo 17 cm. Los médicos que la vieron no le daban más que unos pocos años de vida y murió con 25 años de edad. Creció hasta la edad de los siete años, con 51 cm de estatura y 6 kg de peso. A los 12 años ya era reina de farándula en Estados Unidos. Triunfó en Europa de la mano del empresario Frank Uffner, actuando delante de la reina Victoria y del zar Nicolás de Rusia. Obtuvo grandes beneficios económicos con sus actuaciones y montó su propia compañía.

Padecía de osteodisplasia microcefálica tipo II (Majewski Osteodysplastic), un enanismo que curiosamente no afectó a su nariz, que siguió su crecimiento normal. Esta enfermedad es debida a una mutación en el gen PCNT (pericentrin), situado en el brazo largo del cromosoma 21, que se hereda con un patrón autosómico recesivo, es decir, que los padres presentan la mutación, pero no manifiestan clínicamente la enfermedad.

Annie Jones, «la mujer barbuda»

Nació en 1865 en Brooklyn y ya nació con un poco de barba. El empresario Phineas Taylor Barnum supo de su presencia cuando contaba tan solo nueve meses de edad y propuso a sus padres pagarles 150 dólares a la semana para poder incluirla en su espectáculo. Con cinco años tenía bigote y patillas y se dejó crecer la barba y la melena hasta el suelo. Los curiosos querían ver a «la mujer barbuda», pero fueron sus habilidades con los instrumentos musicales lo que la convirtieron en la más famosa de su tiempo. Su imagen fue impresa en multitud de folletos y postales por todo el mundo. Se casó en dos ocasiones y murió en la misma ciudad que la vio nacer, de tuberculosis.

La causa de su apariencia velluda bien pudo ser originada por un hirsutismo, secundario muchas veces al exceso de hormonas masculinas (andrógenos), principalmente la testosterona, o por una causa genética.

Joseph Merrick «el hombre elefante»

Su nombre es Joseph Merrick y nació en 1862. Desde que cumplió su primer año de vida comenzó a sufrir malformaciones en todo el cuerpo, excepto en el brazo izquierdo y los genitales. Cuando murió su madre cuando contaba tan solo once años de edad comienza una vida llena de sufrimientos por las burlas no solo del público, sino de los propios empresarios que lo exhibían. Murió a la edad de 21 años.

La enfermedad que le ocasionó sus males se llama síndrome de Proteus, una rara enfermedad congénita que causa un crecimiento excesivo de la piel y un desarrollo anormal de los huesos, músculos, tejido adiposo, vasos sanguíneos y linfáticos. Solo se han identificado unos 200 casos en el mundo y aunque se desconoce su origen todo parece indicar que la condición radica en una mutación del gen supresor tumoral PTEN Homólogo de Fosfatasa y Tensina.

Ella Harper,«la mujer camello»

Nació en Tennessee, en 1870, y tenía la capacidad de inclinar sus rodillas hacia atrás. Era la estrella indiscutible del Nickel Plate Circus de WH Harris lo que le permitió viajar mucho, cobrando 200 dólares a la semana, hasta que decidió dejarlo en 1886 para empezar una nueva vida.

Presentaba una enfermedad congénita conocida como genu recurvatum, que puede tener un origen congénito o adquirido.

Martin Laurello, «el búho humano»

Martin Emmerling, se hacía llamar Martin Joe Laurello, nació en Alemania en 1885 y tenía la extraña habilidad de poder girar 180 grados su cabeza hacia atrás hasta poder mirar su espalda. Pronto comenzó a trabajar en circos y ferias ambulantes y en 1921 llegó a los Estados Unidos donde se hizo muy popular con Ringling Bros and Barnum & Bailey. No solo era capaz de girar la cabeza, sino que también lo hacía con su cintura y su pie derecho.

Su caso causó un gran desconcierto en la medicina. En el momento de girar el cuello podía beber una cerveza, pero no podía respirar. No hay registros de los estudios que se le hicieron, solo la opinión de Nasher, un profesor que opinaba que más allá de las especulaciones sobre una lesión en su columna, era el entrenamiento lo que le permitió hacer esos giros. Así lo relató en el New York American.

Es una notable hazaña acrobática o contorsionista. Notable por su novedad como por el persistente entrenamiento necesario para lograrla

Su vida privada no resultó tan exitosa como su vida profesional. Se casó en dos ocasiones y su segunda esposa lo denunció por abandono conyugal, arrestándolo la policía mientras actuaba.

El misterio de su habilidad nunca se pudo descubrir al no haber radiografías de la época. No se sabe si realmente nació con la columna torcida, si se trató de vértebras dislocadas o si solo se debe al entrenamiento, algo que siempre defendió. Falleció a los 70 años de un infarto.

Isaac W. Sprague,«el esqueleto viviente»

Isaac W. Sprague (1867)

Nació en 1841 en Massachusetts. Su peso al nacer era normal, incluso superior a la media, pero empezó a perder peso a los 12 años. Sus padres se gastaron sin éxito más de dos mil dólares en tratamientos y alimentos especiales para que engordara. Su apetito era normal y comía mucho, pero a los 25 años de edad pesaba tan solo 23 kilos y comenzó a trabajar en un circo local y poco después con P.T. Barnum en el recién reabierto American Museum. Se casó y tuvo tres hijos fuertes y sanos. Adicto al juego murió en la extrema pobreza en 1887, de asfixia.

La causa de su extrema delgadez nunca pudo ser identificada, catalogándose como «un caso extremo de atrofia muscular progresiva».

Koo Koo,«la mujer ave»

Minnie Woolsey nació en Georgia en 1880, aunque fue conocida por el nombre artístico de Koo Koo. Recogida de un asilo mental por su primer promotor para actuar por su aspecto físico: baja estatura, cabeza pequeña y cara y nariz estrechas, grandes ojos inclinados, calva, desdentada y casi ciega, además de presentar cierto retraso mental. En su primera actuación la vistieron con un traje amerindio de pieles rojas mientras bailaba. Se hizo particularmente famosa tras su papel en la película Freaks. Se piensa que murió atropellada por un automóvil en 1964.

Padecía una enfermedad conocida como síndrome de Seckel, un tipo extremo de enanismo osteodisplásico microcefálico de causa genética heredada de forma autosómica recesiva.

Fanny Mills,«la piegrande»

Fanny Mills nació en Ohio en1860. No se sabe con certeza cuándo los padres notaron la anomalía por primera vez, pero se creía que había sido causado por el estrés materno prenatal. Comenzó a participar en exhibiciones desde 1885 y se casó con el hermano de su enfermera, que la ayudaba a moverse y le cuidaba. A pesar de su corta trayectoria en el mundo del espectáculo fue la favorita del público. En 1892 enfermó y murió, al igual que el hijo que tuvo.

Padeció la enfermedad de Milroy o linfedema primario congénito, una afectación del sistema linfático que ocasiona una excesiva producción de líquidos y una hinchazón que le llevó a deformar sus piernas. Se hereda de forma autosómica dominante y en la mayoría de los casos se debe a la mutación en el receptor 3 del factor de crecimiento endotelial vascular.

Mademoiselle Grabrielle, la bella mujer «partida por la mitad»

Desconocemos su nombre real, pero en el espectáculo se la conocía como la bella Madame Gabrielle, o «la mujer partida por la mitad». Nació en Suiza en 1884 con la malformación. Su belleza hizo que se crearan falsas historias que explicaran que no tuviera piernas: desde que fue atropellada de niña por un tren, hasta que su padre se las cortó siendo un bebé. Cruzó el Atlántico para ganarse la vida trabajando con la compañía «Dreamland Circus Side Show: Ringling Bros and Barnum & Bailey». Su contrato le obligaba a trabajar para ellos durante varios años, sin embargo, decidió dejarles antes de tiempo para dedicarse al teatro. La empresa la demandó y perdió el juicio, debiendo pagarles unos dos mil dólares en concepto de indemnización. Triunfó en el teatro gracias a su cautivadora apariencia y su voz angelical. Tuvo varios amantes y se casó más de tres veces, lo que no sabemos es si fue realmente feliz.

Josephene Myrtle Corbin, la mujer de cuatro piernas

Nació en 1868 en Texas. Nació con dos pelvis de las que le salían cuatro piernas debido a que su hermano siamés no se desarrolló completamente en el útero materno. El médico que la atendió determinó que el motivo fue la supuesta consanguinidad de sus padres. Actuó por ferias y circos hasta que decidió casarse con la persona que la atendía y tuvieron cinco hijos. Por cierto, tres de sus embarazos fueron en el lado derecho, y dos en el izquierdo, al tener sus órganos sexuales duplicados. Falleció a los 60 años tras una infección en una de sus piernas.

Fred Wilson, «el chico langosta»

Nació en Massachusets en 1866 y sufrió una enfermedad llamada ectrodactilia, o síndrome Karsch-Neugebauer, que le causó significativas deformaciones en las manos y las piernas. Es una alteración genética autosómica dominante debida a una alteración en los cromosomas 7 y 9. Su incidencia es de 1 de cada 90 000 nacimientos, pero existe una tribu situada entre el río Zambeze, las cataratas Victoria y el río Limpoco, en Zimbabue, que la presentan en 1 de cada 1000 nacimientos. Puede presentarse de forma aislada o asociada a otras malformaciones, y en el primer caso puede ser ocasionada por el uso de medicamentos como la warfarina (anticoagulante), la fenitoína o el ácido valproico (antiepilépticos)

Hoy entendemos el circo moderno de manera muy distinta. Cuando acudimos a estos espectáculos ya no se muestran a personas con defectos congénitos, ni se exhiben animales, sino que se refleja más un arte lleno de fantasía.

Con el tiempo el término friki se adoptó en el idioma español para referirnos no solo a una persona rara o extravagante, sino aquella que practica obsesivamente una afición. Hoy, cada 25 de mayo, se conmemora el Día del Orgullo Friki, con el objetivo de cambiar la visión que tiene la sociedad sobre estas personas.

Una película

Freaks (1932)

7 comentarios

  1. Otro gran y muy desarrollado texto, FJT. Otra gran lección de historia.
    Aunque había leído algunos textos sobre el tema, este, el tuyo, me ha descubierto cosas que ignoraba.
    Buen post.
    Un abrazo.

    1. Hola Enrique,
      todos somos diferentes, en eso no hay ninguna duda, está claro que algunas enfermedades te marcan y en ocasiones estigmatizan de por vida, pero está en nuestras manos aceptarlas y no excluir a estas personas porque no son ni mejor, ni peor que cualquiera de nosotros. Puede que este post y algunas de las imágenes resulten chocantes para muchos, pero hay que ponerse en la piel de quien las sufren.
      Abrazos

  2. He tratado varias ectrodactlias y bastantes infedemas tanto de brazos (postmastectomías radicales) como de miembros inferiores sin etiología mostrada.

    1. Hola astolgus,
      por fortuna para muchos de estos pacientes la medicina y la cirugía han avanzado en estos años hasta lograr cosas que antes eran impensables. Tener buena calidad de vida y conseguir la normalidad es algo básico y de justicia.
      Un abrazo

  3. Madre mía, ¡espero que en la actualidad se pueda mejorar la vida de las personas que nacen con estas anomalías! Relatas casos muy tristes. Pero está muy bien leer este artículo, así dejamos de quejarnos por tonterías. ¡Fantástico como siempre!

    1. Hola Silvia,
      totalmente cierto. Existen en la actualidad muchas enfermedades consideradas «raras» por su escasa frecuencia, aunque muchas de ellas con graves consecuencias para quienes las padecen y no hay que ignorarlas. Dejo un link a la página web de su asociación en España por si es el del interés de alguno.
      https://www.enfermedades-raras.org/
      Saludos y gracias 😉

      1. ¡Muchísimas gracias! Me he suscrito a su newsletter para empezar. Tengo un amigo íntimo y un conocido con ELA . Fueron diagnosticados hace poco. Estoy muy impactada y, sobre todo, muy triste porque son “jóvenes” (para mí, joven es 50 y pico) y es una cuenta atrás espantosa por el deterioro. Rezo todos los días para que se encuentre una cura a esta enfermedad. Esto me recuerda que hay que aportar lo que sea para su investigación. ¡Muchísimas gracias por el recordatorio que siempre viene bien!

Responder a Silvia R. Cancelar la respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.