El engaño de James Barry

 

James_Barry_(surgeon)01

Observad la foto y fijaros en la persona que se encuentra a la izquierda (siento no haber encontrado otra más nítida pero ya sabéis… los derechos de imagen) ¿se trata de un hombre o de una mujer?

De momento no lo desvelaré para mantener el suspense unas líneas más, aunque más de uno ya lo sospeche. Se trata del cirujano inglés James Barry (1795?-1865), originario de Belfast, en Irlanda del Norte, pero no es lo que parece…

Sigue leyendo

Los inicios del globo aerostático

Bartolomeu Lourenço de Gusmão. Óleo sobre lienzo 140x100cm. Autor Benedito Calixto (1853-1927). Actualmente en el Museu Paulista en Sao Paulo.

El hombre siempre soñó en volar. Quizás los intentos más serios comenzaron con los estudios sobre el vuelo de las aves de Leonardo da Vinci, pero fue en el siglo XVIII cuando el hombre pudo por primera vez elevarse del  suelo con éxito.

Hasta hace poco tiempo los hermanos Montgolfier eran considerados los precursores de la aeronáutica por haber demostrado públicamente en 1783 que se podía volar en un globo aerostático. Sin embargo hoy se sabe que, setenta y cuatro años antes, el inventor y sacerdote jesuita Bartolomeu Lourenço de Gusmao dio a conocer un aparato que consiguió elevarse cuatro metros del suelo.

Nacido el año 1685 en un antigua colonia portuguesa en Brasil , destacó en sus estudios de física y matemáticas. Un día le llamó la atención que una pompa de jabón se elevaba cuando pasaba por encima de una vela y sus investigaciones posteriores le llevaron a crear un aparato que podía elevarse con el aire caliente. El 8 de agosto de 1709 hizo una demostración de su “globo de aire caliente” en la Casa de Indias de Lisboa frente al rey Juan V de Portugal  y su cuerpo diplomático. Todos quedaron impresionados y desde entonces se le conoció con el sobrenombre de Padre Volador. El infortunio acabó con su carrera y el mismo Cardenal de Lisboa, que más tarde sería nombrado papa Inocencio XIII, advirtió del riesgo de incendio que podía ocasionar su invención y, tras ser declarado “socio del diablo”, fue difamado por la Santa Inquisición debiendo huir a España en 1724. A los 39 años falleció en Toledo a causa de unas fiebres.

Sigue leyendo

El libro de los Muertos en 3D: la tumba de Djehuty

Vista aérea del Valle de los Nobles donde se encuentra la necrópolis de Dra Abu el-Naga. Haz clic en la imagen para ampliarla.

Una mañana del año 2009, en la necrópolis tebana de Dra Abu el-Naga  en la orilla occidental del Nilo, frente a la ciudad de Luxor, se descubrió la tumba de un alto dignatario del Antiguo Egipto supervisor del Tesoro de la influyente reina Hatshepsut de la XVIII dinastía, su nombre, Djehuty. Cuando bajaron a su sepulcro no encontraron tesoros, máscaras mortuorias ni tampoco ninguna pieza de su ajuar funerario, por no encontrar, no hallaron ni su ataúd pues su tumba ya había sido saqueada. Sin embargo, vieron algo que les dejó atónitos, algo que no habían encontrado en ninguna otra tumba descubierta hasta ahora, el más antiguo (1470 a.C.) y uno de los más extensos Libro de los Muertos. Pero no estaba escrito en ningún papiro sino que estaba plasmado… entre sus paredes.

Sigue leyendo

La Edad de Hielo de nuestros tiempos

No hay que retroceder a tiempos tan lejanos como la Prehistoria para encontrar una Edad de Hielo pues si retrocedemos solo 400 años la hallaremos. Desde comienzos del siglo XIV y mediados del XIX Europa sufrió un período de frío que ponía fin a una era calurosa conocida como Óptimo Climático Medieval, que trajo bienestar y progreso tanto en la agricultura como en la alimentación y demografía. El imparable avance de los glaciares alpinos devastaron pueblos enteros que se encontraban cerca de ellos y en Londres, la población se divertía patinando sobre un río Támesis totalmente helado. Muestra de ello son las pinturas que encontramos de esa época en las que también se comprueba la disminución de la luminosidad atmosférica.

Sigue leyendo

El misterioso Rollo de Cobre y el tesoro del Templo de Jerusalén

Actualmente el Rollo de Cobre se puede ver en el Museo Arqueológico de Jordania, en Ammán. Haz clic para ampliar la foto.

Entre los manuscritos que se descubrieron cerca de las ruinas de Qumrán, en la costa noroeste de mar Muerto, a mediados del siglo XX, se descubrió uno conocido como el Rollo de Cobre. Un texto diferente al resto, un texto en el que no deja a nadie indiferente, un texto donde algunos se aventuran a decir que describe el lugar donde fueron escondidos los tesoros del Templo de Jerusalén antes de ser incendiado y destruido por los romanos en el primer siglo de nuestra Era.

Sigue leyendo