El avión que chocó contra el Empire State

Ser una de las ciudades del mundo con mayor número de rascacielos tiene sus riesgos. Todos recordamos los terribles atentados del 11-S en los que en Nueva York unos miembros de Al Qaeda secuestraron un avión comercial para impactarlo contra las Torres Gemelas, y aunque los Estados Unidos ya habían sufrido otros atentados por el terrorismo islámico (recordemos los perpetrados contra los cuarteles en Beirut en 1983 o los del World Trade Center de 1993, así como los de las embajadas estadounidenses en Kenia y Tanzania en 1998, así como el atentado contra el USS Cole en el año 2000), ninguno quedaría grabado en nuestras mentes como el ocurrido ese fatídico día del 2001 en la ciudad que nunca duerme.

Otros accidentes aéreos en NY

Tampoco debemos pensar que era la primera vez que un avión se estrellaba contra un rascacielos de Nueva York, de hecho, este triste suceso ya había ocurrido en más de una ocasión. En octubre de 2006 el jugador de béisbol Cory Lidle estrelló su propio avión por problemas de carburante contra unos apartamentos en Manhattan. También algún que otro helicóptero y avioneta que realiza vuelos turísticos por encima de Manhattan sufriría alguno, incluso el 20 de mayo de 1946, un avión militar impactaría debido a la densa niebla contra el piso 58 del Manhattan Company Building, en el 40 Wall Street (actual Trump Building).

La tragedia del Empire State

Pero el que más nos recuerda al 11-S será el ocurrido el sábado 28 de julio de 1945 contra el Empire State Building. Exceptuando el hecho que no se trató de ningún atentado, sino un fatal accidente, y que el final no sería tan trágico como el ocurrido el 11-S, las imágenes no pueden hacer otra cosa que recordarnos la similitud de los hechos.

William Franklin Smith, Jr. experimentado teniente coronel de 27 años de edad que a pesar de su juventud ya era un condecorado veterano de la Segunda Guerra Mundial, en la que había participado en más de 50 misiones en Europa, sería el piloto del bombardero B-25 Mitchell que ese día realizaba una misión rutinaria de transporte de personal desde la Base Aérea de Bedford del Ejército de los Estados Unidos en Boston al aeropuerto de Newark (Nueva Jersey). Ese día una densa niebla reducía la visibilidad del piloto, quien confiando en su experiencia, hizo caso omiso a los repetidos avisos de la torre de control para que no atravesara la ciudad.

Puede observarse los restos del bombardero tras la colisión en el edificio.

Se supone que se desorientó al acercarse a Manhattan, tomando como referencia de manera equivocada algún edificio que le hizo pensar que se aproximaba al aeropuerto y bajó el tren de aterrizaje para horror de los neoyorquinos que observaron como pasaba a tan solo 150 metros de altura de la Quinta Avenida. A las 9:49 am y a una velocidad de 360 kilómetros por hora, terminaría por estrellarse en la fachada norte entre los pisos 78 y 79 del Empire State Building a 278 metros de altura. El impacto originaría un agujero de 5,5 por 6 metros que haría temblar todo el edificio provocando un incendio que sería la causa del fallecimiento de 14 personas: los tres tripulantes del avión, 9 empleados de la Conferencia Nacional de Asistencia Social Católica que se encontraban en la planta 79, y dos hombres más, uno de los cuales, Paul Dearing, que saltó por la ventana intentando escapar de las llamas (si entráis en el link de su nombre podréis ver una imagen al respecto. Abstenerse los más sensibles)

Autor foto: Ernie Sisto/New York Times

Normalmente en el edificio solían haber unas 15.000 personas, pero el hecho de ser fin de semana hizo que solo se encontraran 1.500. Uno de los motores y parte del tren de aterrizaje salieron por la pared opuesta cayendo sobre el ático del edificio Waldorf en la planta 13 provocando un incendio tal como puede verse en la fotografía. El otro motor cayó por el hueco de uno de los ascensores hasta el sótano dejando tras de sí un rastro de combustible ardiendo hasta la planta 75.

A pesar de la espectacularidad del accidente, los trabajadores y los visitantes que se encontraban en ese momento en el resto de plantas del edificio, fueron rescatados ilesos por la escalera de incendios, y sorprendentemente, el lunes siguiente algunas oficinas volvieron al trabajo.

Esta tragedia contribuiría a mejorar el diseño de los rascacielos frente a grandes impactos, pero no evitaría que las Torres Gemelas no se hundieran por la colisión de los aviones, sino que serían las temperaturas extremas debidas a la explosión y la enorme cantidad de combustible en llamas las que desintegrarían las estructuras de hormigón.

Dos videos:

No dejéis de ver este video de la intervención de los bomberos y el posterior rescate de los heridos

Links fotos:

Pinterest  I. Pinterest II

10 comentarios en “El avión que chocó contra el Empire State

  1. Choques impensables, inconcebibles. Para que estas cosas sucedan es indudable que el día tiene que amanecer sucio, nublado, lluvioso. La visibilidad se corta, por la niebla del momento. Las nubes son las causantes de estos accidentes. El viento soplando sobre las azoteas de los edificios hace que las ropas tendidas en alambres salgan volando de su sitio, desatándose, atadas. Es una grosería este tipo de accidentes aéreos. Ese desajuste de los cielos origina estas catástrofes por la aglomeración de campos de energía, semejantes a filamentos de luz transformados en rayos, destructores. Abajo, la gente se aglomera por las calles, amontonadas por el ruido producido. Ver lo que sucede, ver cómo se resolverán las cosas. Claro, ese aeroplano cayó como un rayo estrepitoso que hicieron que los pitos de los carros se treparan uno encima del otro. Las radios no se apagaron sí el incendio. No existía la TV. Gracias, FJ, por traer sucesos que concuerdan con la fecha. Abrazos platicados.

    • Hola marimbeta,
      son fechas que uno recuerda cada año. El impacto que nos ocasionó hace que recordemos perfectamente lo que hacíamos ese día, a esa hora y en ese instante. Nunca lo olvidaremos y esperemos que nunca más suceda otro horror igual.
      Abrazos resistentes

  2. Seria bueno que en honor a la verdad no argumentaras el hecho de que las Torres Gemelas se vinieron abajo producto del “fuego y calor” habiendo demasiadas evidencias de que hubo participación de terceros.

    Saludos.

    • Hola Jose,
      según tengo entendido el National Institute of Standards and Technology (NIST) llegó a la conclusión de que no había explosivos o demolición controlada que participaran en la colapsos de las torres del WTC, desmontando la teoría de estos ingenieros.
      Un saludo y gracias por comentar.

  3. Solo he subido a la planta 84 en el Empire y en las antiguas Torres Gemelas solo en loa planta baja, pero pensar que aquello se vino abajo da susto pensarlo. Era mirar al cielo apoyando la nuca en el espalda para alcanzar a ver la última planta. Un suceso que nos dejas siempre con la curiosidad que te caracteriza. Buena y feliz tarde.

    • Hola Patricia,
      volar siempre ha sido algo que me ha impresionado, aunque no evita que cuando tengo que coger un vuelo lo haga sin problema. Recientemente vi la película del 2016, Sully, protagonizada por Tom Hanks y basada en hechos reales… La profesión de piloto incluye una responsabilidad digna de admiración y es en los imprevistos cuando realmente nos damos cuenta de ella.
      Un saludo para ti y tu hijo.

      • Sully es una excelente película que ví con mi hijo. Según lo que me explicó mi hijo, casi nadie ha tenido éxito en aterrizar sobre el agua y Sully lo consiguió y salvó muchas vidas. Caso similar aborda la película EL Vuelo (Flight) en la que Denzel Washington hace una dificilísima maniobra porque invierte el avión totalmente antes de aterrizar sobre un campo. Son películas que nos muestran el gran trabajo que tienen los pilotos comerciales y también los conflictos y problemas a los que tienen que enfrentarse en su carrera. Un abrazo!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s