El origen del Tío Sam

tío sam

Cartel utilizado en la Primera Guerra Mundial para el reclutamiento de tropas “Te quiero a ti para el Ejército de los Estados Unidos. Puesto de reclutamiento más cercano”. Autor James Montgomery Flagg (1917)

Esta conocida imagen del Tío Sam invitando al alistamiento es del ilustrador J. M. Flagg, famoso como publicista, algo que no se pone en duda viendo su magnífico trabajo y cuyo rostro era el suyo propio modificado, posando como modelo el veterano Walter Botts y tomando la idea de otro cartel británico que ya circulaba tres años antes en el que aparecía Lord Kitchener.

lord kitchener cartel de alfred leete

Cartel de Lord Kitchener en la Primera Guerra Mundial (1914), de Alfred Leete.

Las fuentes dicen que la primera vez que apareció públicamente la imagen del Tío Sam fue en una ilustración suya para la portada de la revista Leslie´s Weekly, publicada el 6 de julio de 1916. Se imprimieron más de cuatro millones de ejemplares en los dos años siguientes y el éxito que tuvo hizo que durante la Segunda Guerra Mundial siguiera utilizándose para animar a los jóvenes a alistarse en el Ejército.

Pero, ¿quién fue en realidad el Tío Sam?

Desde que el 15 de septiembre de 1961 fuera declarado emblema oficial del país en el Congreso estadounidense y “representante del símbolo nacional de Estados Unidos”, sería utilizado en muchas otras guerras. Miles de soldados acabarían por servir a su país tras mirar el inspirador retrato, cuyo traje lleno de barras y estrellas se remonta a la década de 1830, usando como modelo las caricaturas de Seba Smith, un ensayista político de humor de aquellos tiempos.

Pero este anciano con actitud determinante y mirada inquisidora no tiene un origen tan… digamos ilustre, sino que lo encontramos en un carnicero (y todos mis respetos para esta profesión). Sí, no se trata ni de George Washington con barba ni de Abraham Lincoln con uno de sus característicos sombreros -como algunos piensan- sino que se trata de un comerciante de nombre Samuel Wilson, inspector que abastecía de carne al Ejército en tiempos de la guerra anglo-estadounidense de 1812, en el norte del estado de Nueva York 

En cierta ocasión, el gobernador de dicha ciudad, Daniel D. Tompkins, mientras se encontraba visitando el almacén donde se encontraban los barriles de salazón de carne que esperaban ser distribuidos por Wilson a los soldados acuartelados (y hambrientos) que los esperaban, preguntó: ¿Qué representan esas iniciales?

Se refería a las marcas “U.S.” que llevaban impresas todos los barriles. Uno de los mozos respondió que iban dirigidos a un contratista llamado Elbert Anderson, y queriendo hacer broma le dijo que “U.S.” significaba Uncle Sam (Tío Sam) Wilson, en lugar de su verdadero significado: United States. Los soldados, advirtiendo la divertida anécdota, se referirían desde entonces a sus anhelados barriles como Uncle Sam, claro está, el carnicero Samuel Wilson sería su querido Tío Sam.

El primer uso de la expresión en la literatura lo encontramos en el libro The Adventures of Uncle Sam in Search After His Lost Honor, de Frederick Augustus Fidfaddy, en 1816, y la primera ilustración gráfica es de 1852. Con el paso de los años se ganaría las simpatías del pueblo norteamericano, apareciendo en películas, canciones, cómics…  hasta nuestros días.

Así pues, recuerda que…  

 “…te quiero a ti para seguir leyendo el blog. Puesto de reclutamiento aquí mismo”    

Link información:

Wikipedia 

33 comentarios en “El origen del Tío Sam

  1. Hay que reconocer que a veces, los símbolos adoptados por un país tienen orígenes insopechados.
    Me gusta Fco. Javier.
    Salu2 🙂

  2. Excelente post, Uncle Frank! Ja ja! En verdad, muy ilustrativo. Uncle Sam llegó a todos lados, cabe recordar la serie U.N.C.L.E. (en castellano, “El agente de C.I.P.O.L”, con Robert Vaughn como uno de sus principales protagonistas, “Napoleon Solo”) que explícitamente hacía referencia al “Tío”, es decir, el Estado -U.N.C.L.E. era una especie de servicio secreto-.
    Muchas gracias por compartir tu conocimiento, como generosamente haces de continuo! Besos desde Buenos Aires, Argentina.

  3. La guerra siempre llama, sobre todo a la juventud. Sacrificios, como los de la batalla de Diên Biên Phú en el cielo, marcaron pasados que no se esperaban regresar. La “resistencia” fue la clave para lograr, al final, la victoria de aquel pueblo aguerrido a la cabeza de Hó Chí Minh. Enormes pérdidas, sufrimientos y sacrificios que culminaron con gloriosos resultados. “I want you”, toda una frase imposible rechazar. Gracias, FJ., por traer frases que enredan de nuevo en ese océano de incertidumbres cuando alguien se enfrenta con el destino de su muerte; principalmente cuando se camina por opuestas latitudes. Abrazos anunciados.

  4. A pesar d las luces y sombras q siempre ha rodeado a la sociedad americana, siempre m sentí muy atraída por ese país y tengo un viaje pendiente allí.. Con tu nuevo post vuelvo a aprender algo nuevo :). Abrazos d luz

  5. Hola Javier, aquí mismo me enlistaría en tu blog, si no lo estuviera desde hace mucho tiempo. Muy interesante información, como siempre.
    Abrazos de luz.
    PD. Hoy que cumplo 5 años en WordPress, quiero comentarte que a partir de un comentario que te puse y amablemente respondiste (como siempre) Enrique Tarragó empezó a leerme y de ahí entré a la bella comunidad en la que me siento como pez en el agua ¡Gracias!, fuiste la punta de flecha.

    • Hola Silvia,
      es una de las cosas positivas que tiene la red: poner en contacto a gente que de otra manera hubiera sido imposible que lo hicieran. Ciertamente, una comunidad que con los años, lejos de desapareder, se ha consolidado con gente maravillosa.
      Abrazos de Luz

      • Así es Javier, y gracias a ti fue que yo entré en ella. Buscando uno de tantos temas en que somos afines, te leí, te comenté y, como dicen, lo demás es historia…
        Abrazos de luz

  6. Parece que el publicista Flagg, “creador” de este famoso cartel del Tío Sam, no quiso poner a funcionar mucho su creatividad y copió la idea esencial del cartel inglés, sin incluir lógicamente “God save the King” porque Estados Unidos no tiene sistema monárquico. Quizás los norteamericanos supieron marketear mejor esta imagen que alcanzó más popularidad que la británica. Saludos.

  7. Pingback: Bitacoras.com

    • Hola Stella,
      esa es mí mayor (y única) recompensa, comprobar que el esfuerzo por mantener el blog encuentra gente como tú y tantos otros que lo siguen y encima te lo agradecen.
      Abrazo (oye, me tienes que explicar cómo es el abrazo montevideano) ¡ja, ja, ja! 😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s