Los personajes de nuestra encuesta: Alejandro Magno

Mosaico de Issos, de Filoxeno de Eretria ( 325 a. C. ). Ubicación actual en el Museo Arqueológico Nacional de Nápoles (272 cm × 513 cm). Haz clic en la imagen para ampliarla.

“Es hermoso vivir con valor y morir dejando tras de sí fama imperecedera”

 Alejandro III de Macedonia es considerado el creador de una nueva época histórica: El Periodo Helenístico y su breve vida marcó un antes y un después en la historia entre Oriente y Occidente.

Principalmente sus fuentes son las literarias y esto implica que se deben coger sus datos con cautela. Fueron contemporáneos y algunos colaboradores de él como Anaxímenes de Lámpsaco, Ptolomeo, Aristóbulo… En ellos se fijaron para los posteriores relatos de Arriano de Nicomedia (Anábasis de Alejandro,s.II d.C.), Plutarco de Queronea (Vida de Alejandro) y Diodoro de Sicilia.

Su vida antes de iniciar sus legendarias expediciones podría resumirla así: Nació en Pella, capital del reino de Macedonia (norte de Grecia), en el año 356 a.C. Hijo del rey Filipo II y de Polixena, princesa de la casa real de Épiro, también conocida como Olimpia, entre otros nombres. Tuvo una hermana, Cleopatra y otra no reconocida por su padre, Tesalónice. Educado como príncipe heredero, bajo las órdenes de Anaxímenes y Aristóteles, fue este último el que le influyó en su manera de actuar. De carácter fuerte, concurrieron en él la prudencia, la inspiración, la reflexión y la intuición. Se le consideraba como un dios debido a que algunos le reconocían como descendiente de Pirro, el hijo de Aquiles.

En el año 336 a. C., a la muerte de su padre, fue proclamado rey a veinte años. Apoyado por los militares que colaboraron con su padre, a los dos años de llegar al trono preparó el objetivo de conquistar Asia.

El factor determinante de la conquista del Imperio Persa fue el ejército creado por su padre. Nunca fue numeroso (19.000 infantes, 4.000 jinetes, 7.000 arqueros y 900 unidades de tropas auxiliares) En total, 40.000 hombres en el desembarco, 120.000 en la India, 80.000 al morir. En cambio, el Imperio Persa contaba con un ejército infinitamente superior.

Su base era la célebre falange macedonia y su arma introducida por Filipo, la sarissa (lanza de madera de cornejo de más de cuatro metros).

En la primavera del año 334 a.C., salió de la ciudad de Pella disponiéndose a iniciar una de las empresas más complicadas de la Historia Antigua que, en tan sólo once años, la consiguió.

Imperio Macedónico. Haz clic en la imagen para ampliarla.

Como curiosidad decir que al inicio de ellas, en la ciudad de Gordion existía una curiosa leyenda: Quien desatara el nudo del yugo del carro de Midas se convertiría en el dueño de Asia. Alejando sacó su espada y lo cortó. Esta anécdota, quizá falsa, se aprovechó como propaganda real.

Cuando llegó al fértil Delta del Nilo, decidió que aquel lugar se denominara Alexandropolis (la ciudad de Alejandro) o Alejandría, a modo de la metrópolis griega de Atenas.

Visitó el oráculo del dios Amón, revelándole que en realidad era hijo de Olimpia y del propio Zeus-Amón, pero no de Filipo, como ya aseguraba su madre. Alejandro volvió a Menfis convencido de su origen divino.

Buscó el enfrentamiento contra el inmenso ejército del rey Darío III de Persia en Gaugamela (ver cuadro superior) donde lo venció.

En Babilonia fue recibido como un libertador y se le colmó de honores, para después conquistar Media y Partia, tomando sus capitales imperiales Susa y Persépolis. Dominó al pueblo de los nardos tras capturar antes la ciudad de Ecbátana y por último emprendió su viaje hacia la India.

La muerte de Alejandro llegó el 13 de junio del 323 a. C, en Babilonia, a los 33 años, probablemente envenenado aunque no se descarta que fuera de malaria u otra enfermedad. Su cuerpo sin vida regresó a Alejandría para no volver nunca más a Macedonia.

Su imperio se lo repartieron sus generales, Seleuco, Antígono Ptolomeo, Casandro y Lisímaco (Diádocos) abriéndose el nuevo período Helenístico.

Alejandro siempre fue el personaje histórico más admirado. Se convirtió en el modelo del “Prínceps” al que imitaban los emperadores romanos, el caballero medieval que persigue desesperadamente la inmortalidad, el personaje romántico y legendario por excelencia.

Según Plutarco: “En algunos momentos los grandes hombres dirigen la Historia”

Creo que, Alejandro Magno, ha hecho méritos para entrar en nuestra encuesta como uno de los “Personajes más influyentes de la humanidad”, ¿no creéis?.

Links fotos:

MagrippaHerramientas genéricas Cartografía

17 comentarios en “Los personajes de nuestra encuesta: Alejandro Magno

    • Hola Esther,
      mi intención es poder explicar los motivos por los que merecen estar en la lista. Muchas veces los desconocemos y solo somos conscientes de algunos, “los más oídos”.
      Un saludo,
      Fco. Javier Tostado

    • Hola Juan,
      Aunque resumir todas los hechos de un personaje como Alejandro Magno en pocas líneas es algo muy difícil, he intentado dar algún dato que mostrara su grandeza. Además, para hacer un poco más ameno, he introducido alguna anécdota curiosa que creo puede ser interesante.
      Un saludo,
      Fco. Javier Tostado

  1. Pingback: Marco Polo y la ciudad de los doce mil puentes | franciscojaviertostado.com

  2. Pingback: Jasper Maskelyne, el arte de la magia al servicio de la guerra | franciscojaviertostado.com

  3. Pingback: Los Hunzas, una tribu que no sabe lo que es el cáncer | franciscojaviertostado.com

  4. Pingback: Los hombres más ricos de la historia | franciscojaviertostado.com

  5. Pingback: Gengis kan y el Imperio mongol | franciscojaviertostado.com

  6. Pingback: Los oasis de Egipto | franciscojaviertostado.com

  7. Pingback: La tumba de Alejandro Magno | franciscojaviertostado.com

  8. Pingback: Una pírrica victoria | franciscojaviertostado.com

  9. Pingback: El incendio que salvó las tablillas de Persépolis | franciscojaviertostado.com

  10. Alejandro. Pensativo pensador pensando como todo un Príncipe. Entero, asume su condición. No hay porque negarlo, parece una torre de ajedrez, se mueve construyendo como los intelectuales. Sensibilidad inteligente. Cada movimiento en el tablero refleja esa introspección dialéctica en su interior que, no pocas veces, se mueve deslizándose de lo sutil al retorcimiento. ¿ Será que desatando el nudo del yugo del carro de Midas en la ciudad de Gorrión lo llevó a la gloria ? Hablar con lenguaje llano, pero sentencioso no es de-clamar, dicen los historiadores. Es una especie de pasión y pensamiento combinados. Es ruptura. Es ver ciudades asediadas. Juzgadas. Perdurando la limpidez de su visión. Una ciudad nueva, sin vida anónima, sí íntima. Alejandro, admirado por sus confabulaciones, será recordado como el guerrero que fue, es y será para la historia. Gracias, FJ, por regalar esta reseña fantástica. Un abrazo, explosivo, inesperado, leyendo esas tendencias de famoso personaje.

  11. Pingback: Una historia muy sexual… | franciscojaviertostado.com

  12. Pingback: La Biblioteca de Alejandría y la difusión del conocimiento | franciscojaviertostado.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s